PROYECTO
ON-FARM

La industria agrícola es uno de los principales sectores productores gases de efecto invernadero. Es por ello que la principal prioridad de ON-FARM es sensibilizar sobre la importancia del “Medio ambiente y lucha contra el cambio climático», y su principal objetivo es apoyar aquellas soluciones sostenibles de producción agrícola que contribuyan a disminuir y frenar los efectos del cambio climático tal y como los experimentamos hoy en día.

En primer lugar, elegimos «Crear vías de mejora de competencias, mejorar la accesibilidad y aumentar la aceptación de la educación de adultos». Aspiramos a desarrollar las competencias básicas de las personas aquellas personas que quieran comezar sus propias actividades de transformación de productos agrícolas con valor añadido, y a incluir estrategias «de la granja a la mesa» en su trabajo diario. Tanto la producción como la venta en la granja son soluciones que apoyan la creación de cadenas cortas de suministro de alimentos, caracterizadas por la corta distancia física o la participación de pocos intermediarios entre los productores y los consumidores.

La implementación de “SFSC estables” ha demostrado tener un menor impacto medioambiental y ayuda a luchar contra el cambio climático, por lo que hemos elegido el “Medio Ambiente” y la “lucha contra el cambio climático” como principales prioridades. Creemos que el conocimiento de los “SFSC” y sus beneficios, así como tener competencias que permitan iniciar la producción propia de productos agrícolas con valor añadido (como la producción bio/orgánica/productos agrícolas originales/productos de temporada/productos agrícolas con patrimonio cultural, etc), es crucial para el establecimiento de vínculos de producción sostenible entre los agricultores/productores y sus clientes. Estas competencias se denominan competencias verdes, y en pocas palabras, se trata de aquellos conocimientos, capacidades, valores y actitudes necesarios para vivir, desarrollar y apoyar una sociedad sostenible y eficiente en el uso de los recursos.

Para la agricultura europea, que sus agricultores se formen en competencias verdes es crucial, ya que el uso continuado de formas no sostenibles de producción nos conducirá irremediablemente a la pérdida de recursos naturales y acelerará los efectos devastadores del cambios climático. La necesidad de transición hacia modos de producción y consumo más sostenibles desde el punto de vista medioambiental se ha convertido en un imperativo, tanto para los países desarrollados como para los países en vías de desarrollo. Esta prioridad es vital ya que, a pesar de la evidente demanda. actualmente hay una falta de materiales de aprendizaje en esta materia.

Los principales objetivos del proyecto son educar a los pequeños y medianos agricultores y al personal pertinente del sector de la producción agrícola en las formas más innovadoras de iniciar una transformación sostenible de alimentos en la propia explotación, cómo pueden ser implementar la venta en la granja e incluirse en los “SFSC”. La primera y la segunda prioridad están interrelacionadas y son complementarias entre sí. La agricultura en sí misma es un área compleja, en la naturaleza, todo afecta a todo. Planificamos y realizamos proyectos agrícolas teniendo esto en cuenta y, por lo tanto, trabajamos con la naturaleza interconectada de soluciones agrícolas. Por último, como tercera prioridad, elegimos «Abordar la transformación digital mediante el desarrollo de preparación, resiliencia y capacidad digitales». Generalizar la digitalización es uno de los principales retos del siglo XXI. Los agricultores, y la propia agriculturam, experimentan un lento proceso de transformación hacia el siglo digital. En concreto, la agricultura europea representa un sector en el que se pueden encontrar ejemplos de explotaciones con soluciones robóticas de alta tecnología junto a agricultores que luchan por utilizar herramientas digitales básicas. Al tiempo que nos centramos en el desarrollo de los “SFSC” y en el apoyo a la producción en las explotaciones, pretendemos desarrollar herramientas educativas digitales para los grupos destinatarios que les permitan adquirir conocimientos de forma efectiva y eficaz. También queremos ofrecer a los agricultores europeos soluciones digitales que ellos mismos puedan utilizar para facilitar el acceso a los “SFSC” y la promoción de su propia solución «de la granja a la mesa» a los clientes.

Datos del proyecto

Programa: Erasmus+

Duración: 01/11/2021 – 01/11/2023

Financiación:249 801€

Página web: Disponible pronto